Atestigua Rutilio pacto de paz entre Aldama y Chenalhó

Publicado por

Durante la Ratificación de la Firma del Convenio de No Agresión entre los municipios de Aldama y Chenalhó, el gobernador Rutilio Escandón Cadenas reconoció los avances que han logrado ambos pueblos, a través del diálogo y el consenso, a poco más de un año de que se firmara, por primera vez, este acuerdo para dejar atrás los conflictos del pasado y caminar juntos por el bien de sus comunidades. 

“Han tenido la capacidad y voluntad de dialogar y encontrar acuerdos que benefician a todos los pueblos, porque si ustedes van juntos como hermanos, abren el camino para que otros municipios lo sigan. Están en una nueva ruta de entendimiento, han disipado dudas y hecho a un lado los malos entendidos. Con esto dejan una gran herencia a sus hijas e hijos, para inaugurar una cultura de paz”, expresó ante habitantes de Aldama y Chenalhó. 

Ante el subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración de la Secretaría de Gobernación (Segob), Alejandro Encinas Rodríguez, el mandatario destacó el apoyo que el presidente Andrés Manuel López Obrador brinda a Chiapas, por lo que les pidió aprovechar los recursos que tienen en esa zona para hacerlos producir, así como los programas y proyectos que el Gobierno Federal impulsa para su bienestar. 

Encinas Rodríguez enfatizó la voluntad de las autoridades tradicionales y el empeño que el gobernador encabeza desde las Mesas de Seguridad, para garantizar la paz y protección de las familias; sin embargo, dijo, es necesario redoblar esfuerzos para lograr este reencuentro y una solución definitiva. 

“Hagamos de este proceso de reconciliación una muestra de que podemos reconstruir nuestra vida comunitaria, de convivencia social, reconocimiento y respeto para poder vivir en paz”, acotó.

Al resaltar la comunicación permanente que conservan con los pueblos indígenas, el secretario general de Gobierno, Ismael Brito Mazariegos, subrayó la disposición de continuar con las mesas de diálogo y comunicación permanente, para llegar a acuerdos que coadyuven en la resolución del conflicto.